Menu

¿Cuánto debería beber mi bebé?

Descubre la cantidad de líquidos que debería tomar un bebé, así como la mejor manera de darle agua y leche, con la práctica guía en línea de Tommee Tippee.

SE HABLA MUCHÍSIMO SOBRE LA TRANSICIÓN DE LA LECHE MATERNA A LOS SÓLIDOS, PERO EN TOMMEE TIPPEE CREEMOS QUE FALTA INFORMACIÓN SOBRE LA CANTIDAD DE LÍQUIDOS QUE DEBERÍA TOMAR EL BEBÉ A MEDIDA QUE CRECE. LO CIERTO ES QUE DEPENDE DE LA EDAD DEL NIÑO.

Hasta ahora te habrás devanado los sesos preguntándote si estarás dando suficiente leche a tu pequeño. Bien, observa el número de pañales húmedos que le quitas y si son bastantes, no hay por qué preocuparse.

¿Cuándo debería empezar a darle agua u otras bebidas al bebé?

¿Cuándo debería empezar a darle agua u otras bebidas al bebé?

De recién nacido, los bebés obtienen todos los líquidos que necesitan de la leche materna o la leche de fórmula. Sin embargo, a medida que se les va introduciendo comida sólida, su atracción por la leche puede empezar a disminuir. Llegados a este punto, tendrás que considerar otras formas de hidratación, especialmente cuando el nivel de actividad vaya en aumento.

No obstante, hasta que tu bebé no cumpla los seis meses, no hay necesidad de darle ningún otro líquido que no sea leche materna o de fórmula.

Posteriormente, cuando le vayas metiendo sólidos en la dieta, puedes darle un poco de agua de grifo o de botella durante las comidas. No necesita mucha, pero esos sorbitos lo acostumbrarán al sabor del agua y le facilitarán el aprendizaje de beber de un vaso. Otra alternativa es el zumo de fruta diluido (1 parte de zumo por cada 10 de agua), pero evita los refrescos y otras bebidas azucaradas.

Cuando cumpla los 12 meses, aunque le sigas dando el pecho, también puedes introducir en su dieta la leche entera de vaca o incluso la leche de cabra y oveja pasteurizada si te atrae la idea. El agua y el zumo diluido en un vasito durante las comidas o a lo largo del día son beneficiosos, pero evita las bebidas con gas, calientes o con edulcorantes artificiales.

¿Qué tipo de biberón o vaso es el más apropiado?

¿Qué tipo de biberón o vaso es el más apropiado?

Cada bebé es un mundo, pero todos son transparentes y te harán saber qué es lo que les gusta y qué no. Sin embargo, hay varios principios generales que pueden ayudarte a elegir los biberones y vasos más apropiados según la edad de tu pequeño.

Para la leche, un biberón con una tetina en forma de pezón es lo mejor. Esto ayuda a que tu bebé se agarre al biberón de forma natural y que la transición de mamar al biberón sea más ágil si le estás amamantando.

Cuando tenga la edad suficiente como para introducirle agua y otros líquidos en la dieta, normalmente a eso de los seis meses, plantéate comprarle un vasito con asas (suelen ser de quita y pon) y boquilla o pajita suaves. Probablemente querrás que incluya una válvula antigoteo, puesto que aprender a beber puede convertirse en una fiesta de agua. Al usar una taza con válvula extraíble, el bebé puede aprender a beber sin restricciones de flujo, es decir, sin succionar. Eso implica el uso de varios de sus músculos y puede ser beneficioso para su desarrollo bucal.

Una vez que cumpla los 12 meses, será un buen momento para pasar de los biberones con tetina a los vasos. Probablemente tu pequeño ya sabrá si prefiere una boquilla o una pajita. También puedes probar con una botella de deportes, para que se sienta un poco mayor. Al poco tiempo, seguramente querrá beber de un vaso normal. El truco es encontrar una forma de beber que os beneficie a ambos.

Una válvula antigoteo sigue siendo una ayuda práctica, y puede que prefieras los vasos aptos para el lavavajillas, puesto que tu pequeño estará mucho más de aquí para allá a partir de ahora.

Trucos y consejos sobre la alimentación con biberón

Reforzar el vínculo paterno-filial

Todo iba bien hasta que la matrona observó unos síntomas que no le convencieron y así, sin más, se nos desbarataron los planes.
Leer la historia de Ben

Parece que estás en otro país ¿Cambiar el sitio?

Descartar